Cuidado y Mantenimiento del Equipo de Rayos X: Seis Recomendaciones

Reading Time: 9 minutes read

Asesoramiento de un técnico experto en servicio para maximizar el ROI de su equipo de imágenes.

Las imágenes capturadas por los equipos de imágenes de rayos X con frecuencia son un primer paso fundamental para hacer un diagnóstico y comenzar un plan de atención médica a fin de mejorar la salud del paciente. Además, los ingresos generados por los exámenes hacen una contribución importante a la viabilidad financiera de un centro de salud. No obstante, cuando el equipo no funciona de manera óptima, puede tener un impacto negativo en el funcionamiento y en las finanzas de su centro de imágenes.

Seis recomendaciones para el cuidado y mantenimiento de equipos de rayos X

El cuidado y mantenimiento adecuados del equipo de rayos X es importante para lograr un rendimiento óptimo.

El cuidado y mantenimiento adecuados de su equipo de rayos X protegerán su inversión y le ayudarán a que el equipo tenga un rendimiento óptimo. A continuación, presentamos seis recomendaciones para maximizar el ROI de su equipo de imágenes y mantenerlo en funcionamiento óptimo y obtener mejores resultados para el diagnóstico. Estas recomendaciones clave se basan en mis 10 años de experiencia en el mantenimiento de equipos de imágenes médicas para clientes de Carestream.

  1. Llevar a cabo un mantenimiento preventivo periódico
  2. Utilizar y manipular el equipo correctamente
  3. No pasar por alto el cuidado de los componentes
  4. Operar el equipo según sus especificaciones técnicas
  5. Proporcionar un entorno óptimo para el equipo de rayos X
  6. Utilizar limpiadores y desinfectantes aprobados en el exterior del equipo

Llevar a cabo un mantenimiento preventivo periódico

El mantenimiento preventivo es fundamental para mantener el equipo en funcionamiento con un rendimiento máximo, de conformidad con todas las normas regulatorias y de seguridad y dentro de las normas de operación determinadas por el fabricante. Solo el personal de servicio autorizado y certificado debe realizar el trabajo en el equipo.

Muchos centros de imágenes acuerdan una política de servicio técnico con el fabricante por tres buenos motivos. Por un lado, el personal del proveedor ha sido especialmente capacitado por el fabricante y tendrá las herramientas necesarias para llevar a cabo las calibraciones que corresponden. No habrá demoras innecesarias si llega un técnico externo sin las herramientas adecuadas.

Tener un ingeniero capacitado por el fabricante también reduce la posibilidad de que un técnico no capacitado cause más daños al equipo, así como los costos asociados. También pone el equipo en funcionamiento más rápido.

En segundo lugar, con el mantenimiento preventivo, a veces podemos detectar errores o desgaste de los componentes antes de que se conviertan en un problema más grande.

En tercer lugar, el ingeniero de servicio puede actualizar el equipo de imágenes con las revisiones y actualizaciones más recientes que pueden corregir y mejorar el funcionamiento del sistema.

Hay varios planes de servicio con una cobertura diferente cada uno para el mantenimiento del equipo de rayos X, por lo tanto, es importante dedicarle un tiempo a determinar el que se adapte mejor a sus necesidades y presupuesto. Deberá considerar el uso del sistema. Si tiene un gran volumen, es posible que los componentes se desgasten más rápido. La gran carga de trabajo también requiere más horas de mantenimiento que los equipos de menor volumen.

Uno de los componentes más importantes y costosos de los equipos de rayos X es el tubo. Asegúrese de que la política de servicio incluya el reemplazo de esta pieza indispensable. Sin ese componente, se detiene su trabajo ese día.

Para más información escríbanos a cotizaciones.servicio@carestream.com será un placer atenderle.

Después de completar el mantenimiento, su técnico de servicio debe proporcionarle un informe detallado que enumere todo el mantenimiento que se realizó.

Como parte de la capacitación de Carestream, nos aseguramos de que nuestro personal de servicio tenga la documentación y los boletines técnicos y de servicio más recientes de los productos que usted tenga. 

Utilizar y manipular el equipo correctamente

El uso y la manipulación adecuados del equipo son clave para que funcione correctamente. Por lo tanto, es importante mantener a su personal capacitado respecto de su uso. Las sesiones de capacitación generalmente las ofrece su proveedor de equipo. Carestream recomienda una capacitación continua para reforzar los conocimientos, especialmente en los departamentos que cuentan con rotación frecuente de personal.

Tener un personal bien capacitado ayudará a mejorar el uso y la eficiencia operativa y menos oportunidad de cometer errores o exámenes repetidos o de crear inconvenientes para los pacientes.

No pasar por alto el cuidado de los componentes

El cuidado y mantenimiento de los componentes se pasan por alto con mucha frecuencia, y es importante considerar que son importantes para que el sistema funcione completamente.  El tiempo de inactividad resultante afectaría negativamente al ROI de su equipo de imágenes. Estos incluyen baterías, placas radiográficas, chasis de fósforo y detectores. Le ofrecemos recomendaciones para ayudarle a mantener sus componentes en buenas condiciones y obtener la mejor calidad de las imágenes.

Los detectores son otra pieza de equipo con una misión crítica. Un detector DR roto puede detener su flujo de trabajo agilizado por completo. Los detectores son sensibles a las caídas, por lo que debe asegúrese de manejarlos con sumo cuidado. Tal vez este blog sobre 11 consejos para proteger sus detectores le sea útil.

También hay que ser cauteloso para disminuir la probabilidad de daños a los detectores por líquidos y productos químicos. Use bolsas de plástico en situaciones donde los detectores puedan estar expuestos a fluidos y productos químicos para minimizar los problemas y daños causados por derrames o filtración. (Vea nuestro video sobre cómo colocar correctamente un detector en una bolsa).

Las baterías del detector son un componente esencial en los detectores inalámbricos. Los detectores Carestream utilizan baterías de ion de litio. Recomendamos no dejarlos en estado descargado porque se pueden dañar permanentemente. Puede recargarlos con frecuencia. (No es necesario preocuparse por las descargas parciales).

Las baterías tienen una vida útil prolongada si se mantiene la profundidad de descarga tal como lo indican las pautas del fabricante. Asegúrese de leer las especificaciones que se encuentran en la etiqueta. Esto le brindará información valiosa sobre la temperatura de funcionamiento y las especificaciones eléctricas, entre otras cosas. Si tiene dos baterías o más, le recomendamos que las alterne de lugar para que tengan una vida útil uniforme.

Si utiliza un sistema de CR, el chasis de fósfororequiere que se limpien las pantallas internas con regularidad. Esto reducirá las alteraciones de imagen causadas por el polvo y otros elementos en la pantalla. Asegúrese de usar solo los líquidos de limpieza que recomienda el fabricante. Asimismo, tenga en cuenta que no se recomienda usar gasa ni ningún otro tipo de tela que deje residuos porque también pueden causar alteraciones en las imágenes.

En el caso de que use placas, recuerde que las placas de radiografías son muy sensibles, por lo que es importante que no las almacene durante un tiempo prolongado. Consulte también el etiquetado y las recomendaciones del fabricante para conocer el rango de temperatura adecuado para el almacenamiento. Por último, revise la fecha de vencimiento de la placa periódicamente.

Operar el equipo según sus especificaciones técnicas

Conocer las especificaciones técnicas del equipo le brindará información valiosa sobre las capacidades del sistema. Por ejemplo, no usar excesivamente el equipo que usa para poco volumen. El equipo para poco volumen puede procesar la información rápidamente, pero fue diseñado para un cierto nivel de volumen de pacientes. El uso adecuado del equipo le permitirá reducir considerablemente la cantidad de mantenimiento correctivo. Puede encontrar las especificaciones técnicas de su equipo en el manual del usuario que recibió con el equipo.

También debe evaluar continuamente el uso del equipo con respecto a las especificaciones técnicas. Realizar un seguimiento de su volumen y observar cualquier cambio le será útil cuando llegue el momento de comprar un nuevo equipo.

Proporcionar un entorno óptimo para el equipo de rayos X

Otro factor para el cuidado del equipo de rayos X son las condiciones de funcionamiento. Mantenga siempre el equipo a la temperatura adecuada. Puede encontrar la temperatura de operación recomendada por el fabricante en el manual de operación.

También necesita un buen sistema eléctrico. Los problemas eléctricos que interrumpen la operación repentina del equipo pueden causar daños a la aplicación o a los programas que mantienen su equipo en funcionamiento. Para evitar esto, comuníquese periódicamente con la persona adecuada en su centro para el mantenimiento regular de la red eléctrica.

También recomendamos que el equipo tenga un disyuntor. Esto proporciona un suministro ininterrumpido de energía incluso en caso de una falla en la red o un apagón. Esto le da suficiente tiempo para mantener su equipo funcionando para completar el examen de imágenes que está en curso y apagar el equipo correctamente. Puede comprar un disyuntor autorizado del fabricante de su equipo de rayos X.

Utilizar limpiadores y desinfectantes aprobados en el exterior del equipo

También es importante mantener el equipo con buena apariencia física. Es posible que no piense que esto afecta el rendimiento del equipo, pero sí lo afecta.

La limpieza se debe enfocar en el exterior del equipo: las cubiertas y los controles de comando y visualización (si el equipo los tiene). Utilice solo los procedimientos y las soluciones químicas autorizados por el fabricante. El uso de soluciones de limpieza no autorizadas puede causar una decoloración. Además, un procedimiento de limpieza deficiente puede provocar una filtración química en las pantallas de interacción del usuario e impactar su uso. Consulte el manual de operación para mayor referencia. Si no se especifican los procedimientos de limpieza o ya no tiene su manual, comuníquese con su proveedor. También es importante apagar el equipo de rayos X antes de realizar cualquier limpieza para evitar daños por descargas eléctricas.

El equipo que está limpio y libre de suciedad o decoloración notable también es más reconfortante para los pacientes. Y, por supuesto, la seguridad de la superficie es aún más importante con la continua amenaza de COVID-19. Además de la limpieza de la superficie, se debe aplicar un desinfectante de rutina. Aquí encontrará las pautas para desinfectar el equipo de Carestream.

Espero que las seis recomendaciones para el cuidado y mantenimiento de equipos de rayos X le sean útiles. A pesar de que algunos requieren un contrato de servicio con su fabricante, otros no requieren conocimientos técnicos y usted y su personal lo pueden hacer. El mantenimiento y cuidado preventivo de rutina le ayudarán a minimizar el tiempo de inactividad del equipo y a maximizar el ROI de su equipo de imágenes.

José Manuel Ordoñez es gerente de Soporte Remoto en el equipo de servicio de Carestream en América Latina. Tiene 10 años de experiencia como ingeniero de campo y especialista en equipos de imágenes médicas de Carestream.

Para más información escríbanos a cotizaciones.servicio@carestream.com Será un placer atenderle.

#cuidadodeequipoderayosx #mantenimientodeequipoderayosx #ROIdeequipoderayosx #cuidadoscarestream

Más información:

POST A COMMENT

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.